/

Con el inicio de un nuevo año también comienza la temporada escolar, lo cual emociona a muchos estudiantes pero representa un desafío para los padres, quienes deben hacer un esfuerzo adicional para comprar los útiles escolares. En algunos casos, las listas de útiles pueden parecer excesivas debido a la gran cantidad de materiales solicitados por las instituciones educativas. De hecho, es común que cada año surjan noticias acerca de algunas escuelas que incluyen en sus listas de útiles productos de limpieza poco comunes e incluso elementos de construcción.

Además de las listas de útiles curiosas o excesivas, el Gobierno ha recordado a los padres de familia sobre un subsidio escolar disponible para ayudar con estos gastos básicos, como cuadernos, lápices, colores y mochilas, que los estudiantes necesitarán diariamente en la escuela.

Este subsidio toma la forma de un bono escolar adicional para las personas afiliadas a Cajas de Compensación familiar que también reciben subsidios mensuales para sus hijos. Para calificar, los padres deben ganar entre uno y cuatro salarios mínimos legales vigentes y tener hijos que estén estudiando.

Es importante destacar que todas las cajas de compensación en Colombia tienen la obligación legal de ofrecer ayuda adicional para la compra de útiles escolares y que esta ayuda se entregará en forma de un kit escolar o un bono extra que se puede canjear entre enero y febrero.

El valor de este subsidio escolar varía según la Caja de Compensación, que tiene libertad para determinar el monto y la forma en que se otorga este auxilio, según los ingresos de los beneficiarios.

¿Cuáles son las personas que pueden calificar para recibir un subsidio escolar?

De acuerdo con la ley, este apoyo para la compra de útiles escolares solo se otorgará a afiliados que tengan hijos o hermanos menores de 18 años como beneficiarios (en caso de ser huérfanos de ambos padres) y que estén estudiando educación básica primaria o secundaria.

¿Cómo se puede acceder al subsidio para la compra de útiles escolares?

Las Cajas de Compensación han informado que la mayoría de ellas ofrecen formularios físicos o virtuales para solicitar el subsidio, los cuales requieren información como el nombre del beneficiario, el colegio en el que está matriculado, el grado que cursa, un certificado escolar y la firma, sello o nombre del rector del colegio, además de datos del afiliado.

Es importante tener en cuenta que cada Caja de Compensación puede tener requisitos diferentes para la afiliación.